El próximo lunes revisan adeudo de 300 mdp

A unas horas de que un grupo proveedores de uniformes escolares se manifestarán frente a Palacio de Gobierno para exigir el pago de 300 millones de pesos, el director del Programa de Uniformes y Útiles Escolares de la Secretaría de Desarrollo Social y Humano (Sedesoh), Diego Rule Castro, informó que este lunes por la noche mediará con la Secretaría de Finanzas para acordar la liquidación del adeudo.

Entrevistado vía telefónica por La Coyuntura, el funcionario de la Sedesoh precisó que a pesar de que la responsabilidad del programa es sólo la distribución gratuita de uniformes y útiles escolares a niños de preescolar, primaria, secundaria, no obstante, se reunieron con los inconformes para alcanzar una solución.

Rule Castro precisó que son 150 millones de pesos equivalentes a 745 mil vales, los cuales se encuentran debidamente presupuestados, a pesar de que los inconformes afirman se les adeuda casi el doble.

Explicó que el proceso de dotación gratuita de uniformes inicia con la entrega de los vales a los directivos; estos lo repartieron a los padres de familia quienes acuden a alguno de los proveedores autorizados y posteriormente se registra en un sistema el nombre del beneficiario.

Esta mañana, un grupo de proveedores de uniformes escolares en Valles Centrales del estado de Oaxaca, acusaron al gobernador del estado, Gabino Cué Montegaudo de no pagarles cerca de 300 millones de pesos, a pesar de solicitar el finiquito.

En conferencia de prensa, en la entrada del Palacio de Gobierno, Neftalí García dijo que también son afectados aproximadamente 120 proveedores repartidos en las ocho regiones de Oaxaca.

Explicó que todos están desesperados ante la falta de pago, por lo que lo único que exigen es que les cubran el producto -que ya fue entregado a los padres de familia-, pues temen que el adeudo lo hereden a la próxima administración y “el nuevo gobernador no va pagar algo que no debe”.

En el año 2010 el gobierno del Estado de Oaxaca, diseñaron e instrumentaron un catálogo de programas de asistencia social denominados en su conjunto Bienestar, entre ellos el de Dotación Gratuita de Uniformes Escolares, para alumnos de educación básica en los poblados con situación de pobreza.

El programa propuso como meta atender anualmente a 975,000 niñas, niños y adolescentes estudiantes del nivel básico como educación preescolar, primaria y secundaria, al parecer no lo logró.

Sin embargo, el programa se vanagloriaba que “las empresas fortalecen su capacidad de facturación para ser expedito el trámite de su pago ante las instancias gubernamentales correspondientes, además de elevar la seguridad del proceso para evitar ser objeto de fraudes”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *