Isidoro Yescas: En defensa de la hemeroteca pública

Fundada en 1972, la Hemeroteca Pública de Oaxaca corre hoy el riesgo de desaparecer ante los sistemáticos embates de la que ha sido objeto desde los tiempos del gobernador Ulises Ruiz, que se volvieron mas recurrentes en el pasado sexenio y que ahora tal pareciera que la Secretaría de las Culturas y Artes pretende darle el tiro de gracia al suspender desde el mes de enero de este año todas las suscripciones de periódicos locales y nacionales y algunas revistas, también de circulación nacional.
La Hemeroteca, fundada por el periodista oaxaqueño Nestor Sánchez, no solamente se ha convertido un espacio para la lectura cotidiana de la prensa local y nacional ( en promedio acuden poco mas de seis mil 600 lectores al mes) sino que es un valioso reservorio de la memoria histórica de Oaxaca en tanto cuenta con un fondo de periódicos del siglo XIX como El Ahuizote, El Mercurio y La Orquesta, entre otros.
En estricto sentido la Hemeroteca Pública “Nestor Sánchez” es también una biblioteca y un archivo pues su acervo incluye ocho mil tomos de periódicos y revistas del siglo XIX a la fecha así como 16 mil títulos bibliográficos, enciclopedias y protocolos de investigación.
Pero para sostener este rico arsenal cultural y abrir sus puertas a lectores y lectoras de todas las edades y profesiones, y a un nutrido grupo de investigadores y tesistas de Oaxaca y otros estados, los sucesivos gobiernos de Fernando Gómez Sandoval, Manuel Zárate Aquino, Eliseo Jiménez Ruiz, Pedro Vásquez Colmenares, Heladio Ramírez López y José Murat nunca escatimaron recursos económicos ni materiales para sostenerlo .
Pero con Ulises Ruiz empezaron los problemas , que persistieron y su multiplicaron con Gabino Cué: recortes presupuestales que se tradujeron en recortes de personal, regateo constante de insumos para los trabajos de encuadernación, reducción de los días y horarios de atención al público, etc.
Sin embargo, con la entronización de la consultora y experta en marketing político, Ana María Vásquez Colmenares, a la Secretaría de las Culturas y Artes del gobierno del estado todo, o casi todo, empeoró, pues en un alarde de autoritarismo y desdén por el derecho a la información, pero también de supina ignorancia sobre la historia de Oaxaca, se ordenó la suspensión del pago de todas las suscripciones de diarios y revistas bajo el pretexto de “falta de presupuesto”.
Hasta el mes de diciembre del 2016, la Hemeroteca recibía diariamente 7 periódicos locales y 9 nacionales y algunas revistas nacionales como Proceso.
¿A cuánto asciende el costo de estas publicaciones que no los pueda pagar el gobierno del estado, vía SECULTA? Se argumenta carencias presupuestales pero , entonces, cómo se explica las contrataciones de poco más de una docena de empleados de confianza en las oficinas de Comunicación Social y el área Jurídica de la SECULTA?
Una de las habilidades que en su currículum vitae presume la Maestra en Ciencia Política y Comunicación por la Universidad de Columbia ,Ana María Vásquez Colmenares, es “el arte de las buenas maneras”.
Enhorabuena si las aplicó en otras ciudades y países, pero en Oaxaca no ha demostrado contar con esa habilidad que sin duda la necesita para reconsiderar su apresurada decisión y respetar y preservar las actividades de la Hemeroteca Pública “Nestor Sánchez”; y también para aclarar públicamente que no forma parte del proyecto sexenal del nuevo gobierno desaparecer este espacio cultural y académico como ya se hizo con la Sinfónica de Oaxaca y como pretenderían hacerlo con el desmantelamiento del Museo de Palacio.
Twitter: @YescasIsidoro
Febrero 27 del 2017.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *