Al afirmar que los cargos pasan a segundo término cuando se trata de impulsar el proyecto de Nación que hará justicia a los que menos tienen, la presidenta del Consejo Estatal de MORENA, Irma Juan Carlos, aseguró que ese instituto político los forman hombres y mujeres libres, que luchan por convicción y principios, no por cuotas de poder.

Entrevistada en esta ciudad, la fundadora de ese partido político precisó que los militantes saben que la prioridad en es el programa para el país que queremos y lograr el cambio profundo que México necesita por la vía pacífica, pero sin excluir a los verdaderos agentes del cambio.

“Las difíciles condiciones en las que se encuentra el Estado y la nación, nos obliga como ciudadanos a contribuir para que ese cambio se dé. Es por ello que entre los militantes, seguidores y simpatizantes redoblamos los esfuerzos para construir desde abajo la ruta que nos permita salir de este atolladero en que nos encontramos todos”, dijo.

Y agregó que “en MORENA está ese pueblo que dice ya basta de privilegios, robos y saqueos de nuestra riqueza; que quiere una Nación donde todos seamos iguales ante la ley y ninguno goce de fueros, de impunidad o privilegios”.

Por eso agregó, en MORENA no existen los “tapados” o “destapados”, ni el “futurismo político” que en otros partidos y en otros tiempos determinaba quien sí y quien no podía acceder a un cargo de elección popular, incluso disfrutar de antemano de los privilegios de la política repartiendo cargos y olvidándose de los más necesitados.

“Aquí está primero un proyecto que quiere acabar con la corrupción, desaparecer el tráfico de influencias o el desvío de recursos públicos, pues queremos que el dinero público sirva realmente para el desarrollo de nuestros Pueblos. Aquí en MORENA, nosotros no olvidamos las tres máximas: no se miente, no se roba, ni se engaña al pueblo”, afirmó.

DEJA UNA RESPUESTA