La alternancia electoral en Oaxaca confirmó que el problema de combate a la pobreza no es un asunto de partido, si no que es de estructura y de capacidades en la administración pública para poder incorporar no solamente al sector social, sino al privado en la superación de rezagos, afirmó el analista político Francisco J. Sánchez.

Durante su participación en el programa televisivo Agenda de Medios que conduce Fernando Miguel, el también excorresponsal del periódico FInancierosostuvo que otro gran problema que ha tenido la administración estatal son los casos de corrupciónque se dan no solamente a nivel estatal o federal, sino municipal, además del condicionamiento político que se le da a los recursos sobretodo a aquellos destinados al combate a la pobreza.

“Resulta el condicionamiento del recurso es uno de los ejes estratégicos no solo en los partidos políticos, sino también en los grupos de poder y de presión, y la otra es que el clientelismo prevalece como parte no solamente de una cultura, sino una norma de supervicencia para las autoridades principalmente muncipales y estatales”, señaló Sánchez, quien también funge como director del periódico digital La Coyuntura.

Por su parte la titular de la Secretaría de Desarrollo Social y Humano, Aída Fabiola Valencia Ramírez comentó que Oaxaca debe permitir el desarrollo económico de zonas tan fructíferas como el Istmo, pues en el estado se cuenta con gente trabajadora, con excelentes artistas y con un vagaje étnico y cultural destacado mundialmentel.

En su caso, Constantino Pérez Morales, coordinador de planeación del Coordinación General del Comité Estatal de Planeación para el Desarrollo del Estado (Coplade) afirmó que la tasa de crecimiento del producto interno bruto se triplicó, pues en este sexenio se triplicó, porque hubo grandes detonantes, como el crecimiento de la insdustria de la construcción, y en esta administración, se ha impulsado la contrucción de las carreteras a la Costa y el Istmo.

DEJA UNA RESPUESTA